Mi amiga Carol me llevó a su taller de pintura que recientemente había alquilado con mucho esfuerzo gracias a las ventas de sus obras de artes y una que otra donación voluntaria de amigos y familiares; esa mañana fue a buscarme temprano a casa para ir a su nuevo lugar de inspiración, a pesar de yo ser una persona no vidente he podido apreciar el arte gracias a ella, por eso, el olor y la textura del óleo, el acrílico, la arcilla entre otros materiales que utiliza, son fácil de percibir por mis otros sentidos altamente desarrollados.

Cuando llegamos al taller Carol me tomo de la mano y me puso a palpar cada pincel, lienzo, pintura y de más objetos para que me familiarizara con el entorno del lugar, pude notar el olor de cada color, cada lienzo y cada utensilio. No se si es correcto decirlo, pero ser no vidente es tener un talento especial debido a que puedes desarrollar otros sentidos que normalmente no lo harías tan fácil, incluso puedo percibir los estados de ánimos de algunas personas, sobre todos las cercanas a mi entorno.

Cuando estábamos en el taller paso lo inesperado, un milagro; mientras Carol y yo conversábamos, empecé a sentir una sensación extraña en la vista, los ojos me empezaron a arder a tal punto que era insoportable, comencé a rascarme en los parpados y en los ojos, al terminar de rascarme inexplicablemente podía ver por primera en toda mi vida, ―te puedo ver Carol― le dije mientras lloraba sin para, pude ver lo hermoso del lugar los colores y todo alrededor fue impresionante sin embargo no duraría mucho solo unos cuantos minutos, mi mente empezó a ver más claramente algunas cosas que siempre imagine diferente, incluso a Carol, es una mujer bella, me vi en el espejo, fue impresionante no sé cómo ocurrió aquel milagro me negué a ir al medico para ser evaluado, tal vez había una pequeña posibilidad que finalmente lograra recuperar mi vista permanentemente me expresó Carol, sin embargo eso no me importaba yo simplemente quería seguir apreciando el arte tal como lo he hecho siempre pues soy un privilegiado, además tampoco necesito ver para poder desarrollar mi habilidad literaria, la tecnología me permite compartir esta historia con ustedes y esto sí que me llena el alma, me permite comunicarme con otras persona con mi talento y servir de inspiración para otras, es maravilloso tener un don así, el don de comunicarse a través del arte y en mi caso es el contar historias y percibir el arte desde un punto de vista muy diferente. 


Comentarios
  • 0 comentarios

Tienes que estar registrado para poder comentar